Las Estrellas de Fania en República Dominicana

0

cheo-feliciano52286 Cheo Feliciano y Yo (40 Years Later)
Por: Lloyd Cristóbal “Chobby” Capellán
Sólo un achaque repentino en la salud de mi Comadre Cocó Feliciano, pudo impedir que ella no estuviese junto a Cheo la noche del martes 25/03/14 para el homenaje al Salsero Mayor Johnny Pacheco en el Hotel Jaragüa.
Nace el mejor Promotor.
Corría el Otoño de 1972 cuando a mi pana full, Mundito Espinal, se le ocurrió recomendarme al recién llegado representante de la Fania Records, el argentino José Di Nunzio, un hombre blanco de 6.3 de estatura y tráto afable.
El trabajo que debíamos realizar de inmediato era el de peinar todo el territorio de la República Dominicana, promoviendo el nuevo e inmenso catalogo de los artistas todos estrellas del Sello Fania Records.

Completamente armados de la capacidad de reproducción sonora de la época en Long Playing, 45RPM, cassetes y 8 tracks, iniciamos el proceso de sembradío de la más grande producción discográfica en serie de música latina jamás realizada. Nuestras voces eran pregones: Llegó la Salsa. Esto es salsa. Es un nuevo género. Son las Estrellas de Fania.

Di Nunzio, por mi dedicación al trabajo, me enseñaba los trucos de la promoción del disco. A cambio, yo le presentaba a mi pueblo y el valor e importancia de la radio y de su gente. Por eso, en cada pueblito, pueblo grande, o ciudad, recaudábamos las opiniones de los dueños, directores y locutores de las estaciones de radio de la música que les entregábamos.

En cada visita notábamos un inusitado interés en el material que solíamos escuchar en atestadas cabinas de transmisión las cuales rompían la programación habitual. Hoy, acostumbrado a la reflexión, estoy sumamente orgulloso de haber colaborado con tanta pasión en el fortalecimiento de las Estrellas de Fania en la población dominicana.

El señor José Di Nunzio y yo plantamos para la posteridad, los nombres rítmicos, dulces, sonoros y hoy clásicos populares de esas brillantes estrellas del parnaso musical caribeño.

Armábamos tantas algarabías en las estaciones de radio, que la rumba continuaba igualita en otra emisora al doblar la esquina. A veces se unían en cadena. Una de esas noches en que salimos agotados hacia otra comunidad, aconteció que al pasar frente a la fortaleza militar, nos detiene una patrulla con órdenes estrictas: A ustedes dos, el general les espera. Di Nunzio se puso más blanco, yo cenizo y asustado.

El general al vernos, exclamó: “Alborotaron al pueblo y ya se van ¿Y dónde está mi salsa?” Dicho esto, abrió una gaveta de su escritorio, sacando un litro de whiskey, el cual bajó la tensión y puso al general y a Di Nunzio a cantar tangos.

Nos llevó casi dos semanas repartir por todo el país aquel enjambre de vinyl y cintas magnetofónicas que compone el fabuloso archivo de Las Estrellas de Fania.

Historia: Por José Di Nunzio supe que Johnny Pacheco fundó Fania Records en la década del 60 en New York. Es músico, arreglista, flautista y cantante.

Al comienzo el sello era pequeño y el propio Pacheco distribuía los discos, en el baúl de un carrito suyo Mercedes-Benz 180. Para financiar el Sello, se asoció al abogado y ex policía Jerry Masucci, quién con gran habilidad comercial lo coloca en lo que es hoy. Pacheco fue y sigue siendo el director musical.
Pacheco y Masucci se complementaban uno al otro.
En el 1971, la compañía reunió a todos sus músicos y cantantes en la pista de patinaje Cheetah: Este evento fue magistralmente filmado surgiendo así la película Nuestras Cosas Latinas, evento filmado por el cineasta. León Gas presentó a todos sus músicos y cantantes en una pista de patinaje llamada heetah.

Este evento fue filmado, produciéndose la película Nuestras Cosas Latina, estrenada en el Verano del 73 en varias salas de cines del país a las que asistieron Pacheco, Richie Ray, Bobby Cruz y muchos más.

Mi labor como promotor del Sello Fania era compartida con mis tareas de animador y encargado de grabación en Radio Visión, La Conquistadora de Santo Domingo gracias a la complicidad de mis colegas Fernando Valerio, Carmen Alonso, Ysalguez, Freddy Abreu, Enrique Fernández y Reinaldo Balcácer, quienes tapaban mis escapadas.

Precisamente, fue esta estación, la más pegada de la época, la que sirvió como plataforma de lanzamiento a la discografía Fania. Así quedó demostrado con la difusión del álbum debut de Cheo Feliciano, Juguete, la cual estuvo capitalizada por la veterana Carmen Alonso y sus colegas.

Cabe destacar el respaldo unánime dado por los chicos de las demás radioemisoras de la capital, a los sellos Vaya, Cotique, International y Alegre.

En las navidades del 72 introdujimos nuevos sabores con la llegada de los discos navideños de Willie Colón y Héctor Lavoe, además del Mapeyé de Cheo Feliciano.

Durante el 1973, como la verdolaga, la compañía produjo nuevas salsas y boleros de Cheo. Fue el año de la Típica 73, Barreto etc. y etc. diciembre de ese año, José Di Nunzio apadrinó mis Bodas con la mocana Narcisa Torres.

En el segundo trimestre de 1974, debido a la nostalgia familiar, José Di Nunzio abandonó la República Dominicana, pasando el catalogo Fania a manos de la Distribuidora de Discos Karen.

Para febrero del 75 el hotel San Gerónimo anunció la presentación de Cheo Feliciano e Iris Chacón, donde tuvimos el honor de conocerle. Al encuentro llevé a mi Esposa Narcisa, que ya presentaba un embarazo de 7 meses de nuestro primer hijo.

Cheo nos presentó a su Esposa Cocó, que sin titubeos le expresó a Narcisa: “Si usted da a luz, en los días en que estemos aquí, Cheo y yo vamos a ser los padrinos: si por el contrario lo trae al mundo después de marcharnos, entonces vendremos a bautizarlo”.
No podíamos creerlo. . Nuestro hijo nació en abril, pero no fue hasta 18 meses después que se pudo hacer la ceremonia debido a la apretada agenda de Cheo Feliciano.

En Marzo 8 del 82 nace nuestra bebé Ivette Socorro, nueva vez los esposos Feliciano, regresaron para el acto bautismal. Desde el 17 de Abril 2014, mi familia y yo, reafirmamos el agradecimiento eterno a la familia Prieto-Feliciano.

Gracias, muchísimas Gracias mi Compay Cheo Feliciano. ¡Cuidaremos de tu Cocó…
El Adiós.
La salida de José Di Nunzio de Fania Records, me da la oportunidad de tomar vacaciones y así disfrutar en vivo a Las Estrellas de Fania en el Madison Square Garden.

Si tú quieres saber lo que ocurrió en el 888 de la Séptima avenida, escríbeme a chobbycapellan@gmail.com .
Anécdotas: En el Merengue de Babín Echavarria, Enamorado, Cheo certifica nuestro compadreo. El tema Amada Mía, también fue promovido por Chobby. Cierta vez prometí llevarle a Cheo una caja de cerveza Presidente pequeña, Aduanas me obligó a derramarlas en el lavamanos. Esto molestó a Cheo y sus amigos que esperaban afuera….

Share.

About Author

heudy24k

PRESIDENTE EN : BACHATA24K.COM

Leave a Reply